Por Eva Llergo y Nora Ceballos

«Mamá, de mayor quiero ser titiritera», me confiesa Nora (5 años) en cuanto la compañía italo-australiana Di Filippo Marionette aparece en escena con su espectáculo Colgando de un hilo dentro de la edición de 2019 del festival segoviano Titirimundi. Y la verdad es que la entiendo. A mí me llega un poco tarde el impulso como para asumirlo al pie de la letra; pero es que la energía, el encanto, la magia, la compenetración, el «buen rollo», en resumen, que destilan Remo Di Filippo y Rodha Lopez en escena con sus marionetas hace pensar que con solo el hecho de asumir esa profesión como propia tienes garantizado el derecho a la felicidad.

Obviamente, no es nada fácil. Ellos tienen el talento de hacer que lo parezca; pero como una bailarina que parece suspendida en el aire, como si flotara, pero con el cuerpo en completa tensión, los integrantes de Di Filippo Marionette nos regalan un momento de absoluta poesía y gracilidad que esconde un montón de técnica y trabajo previo.

IMG_20190515_174917

Ligero como el vuelo de una pluma, fuerte como el latido del corazón en una almohada”, así definen su espectáculo Colgando de un hilo: un desfile de delicadas marionetas que nos invitan a vivir con ellas pequeños grandes momentos de alegría: el violinista que se deja llevar por su música hasta el paroxismo, los bailarines sumergidos en su propia danza, la limpiadora que consigue volar, la marioneta que sale de su caja para compartir su ternura con el público… 

Nora destaca el número de la limpiadora. Comienza regañando a Remo por ensuciar el escenario con el papel de sus caramelos, pero culmina con el encuentro extraordinario de dos seres que se entienden y se ayudan, pese a sus comienzos, pese a sus prejuicios. Hasta el punto de que el prosaísmo de la escoba acaba convertido en magia y la limpiadora abandona la escena volando sobre ella.

IMG_20190515_175625

Cuando tras el número de Gino, la marioneta que sale de su caja para encarnar la humanidad y la ternura que pueden llegar a tener estos objetos inanimados por obra y gracia de sus manipuladores (¿no hay en eso grandes dosis de magia?), el espectáculo se acaba, Nora me lo confirma: «Mamá, de mayor quiero ser titiritera. Y por eso voy a pedir una marioneta por mi cumpleaños; para aprender ya a moverla». Me doy cuenta de que gracias a Di Filippo Marionette Nora hoy no ha visto solo un bellísismo espectáculo de títeres. Nora ha visto su futuro. Que sea o no el auténtico o solo una posibilidad, no le resta importancia. La belleza, el arte y la verdad que tiene el espectáculo lo ha propiciado (¿no hay en eso grandes dosis de magia?). Para que luego digan que no existe la magia. Para que luego digan que el arte, el teatro, la literatura, la música, no sirven para nada.

Por Eva Llergo y Nora Ceballos

 

DATOS TÉCNICOS
Manipuladores: Remo Di Filippo y Rhoda Lopez.

Duración: 35 minutos

Próximo pase en Titirimundi: 19 de mayo a las 17:30 en la Plaza de San Martín. Gratis.

Próximos pases en España:

21/05/2019_Festival de títeres de Sevilla, España.
23/05/2019_Festival de títeres de Sevilla, España.
25/05/2019_Bisontere Festival, Santillana de Mar, España.

Junio 2019